martes, 5 de agosto de 2008

Propiedades de los fluidos

- Compresibilidad.
La propiedad de compresibilidad en los fluidos constituye una relación entre los cambios de presión y volumen al que están sometidos. Los cambios de volumen pueden relacionarse con variaciones de la masa específica de dicho fluido, si esta permanece constante.

-Viscosidad.
Esta es una propiedad individual que dependerá del fluido. Está ligada a la resistencia que opone un fluido a la deformación continua cuando se le aplica un esfuerzo de corte. Esta característica es utilizada para diferenciar la conducta o comportamiento entre los fluidos y los sólidos. Además estos pueden ser clasificados de acuerdo a la relación que exista entre el esfuerzo de corte aplicado y la velocidad de deformación.


-Tienen distancia intermolecular grande.
A nivel microscópico el estado líquido se caracteriza porque la distancia entre las moléculas es sensiblemente inferior a la de los gases. Mientras que en un gas la distancia intermolecular media es igual o mayor que diez veces el tamaño de la molécula, en un líquido viene a ser del mismo orden de magnitud que el diámetro molecular, y sólo un poco mayor que en los sólidos. Eso explica que la densidad de los líquidos sea, salvo algunas excepciones, sólo algo inferior a la de los sólidos. La proximidad entre las moléculas hace que se dejen sentir fuerzas atractivas de interacción, que evitan que una molécula pueda escaparse de la influencia del resto, como sucede en el estado gaseoso, pero que les permite moverse deslizándose unas sobre otras. Por esta razón los líquidos no poseen forma propia, sino que se adaptan a la del recipiente que los contiene, es decir, pueden fluir. Sin embargo, el hecho de que las moléculas estén ya suficientemente próximas hace de los líquidos fluidos incompresibles. Toda compresión lleva consigo una disminución de la distancia intermolecular, y si ésta fuera apreciable entrarían en juego las fuerzas repulsivas entre los núcleos atómicos que se opondrían a dicha compresión y la neutralizarían.

-Fuerzas de Van der Waals.
Como consecuencia de la estructura que presentan las moléculas, se producen entre ellas diferentes fuerzas de atracción. Estas fuerzas son de distinta intensidad y mantienen más o menos unidas a las moléculas entre sí, determinando las propiedades de las sustancias, tales como: estado de agregación, punto de ebullición, solubilidad, etc. estas fuerzas de atracción intermoleculares se denominan fuerzas de Van der Waals.

-Toman la forma del recipiente que los contiene.
Los gases no tienen forma determinada dado por una carencia de volumen propio por lo que son capaces de escapar del recipiente que lo contiene -a no ser que éste se halle herméticamente cerrado-, y son capaces de expandir su volumen indefinidamente. Los líquidos mantienen un volumen fijo y se adaptan a la forma del recipiente que lo contiene por lo que no presentan un aspecto propio. La razón a estas diferencias habría que buscarla en la estructura de la materia: si decimos que todas las sustancias están integradas por átomo y moléculas, las diferentes formas en que sean capaces de agruparse y de interaccionar darían las diferencias entre líquidos y gases. En los líquidos las fuerzas de cohesión son de menos intensidad y las moléculas están más alejadas entre sí. Esto da la movilidad de los líquidos y que se adapten a la forma de la vasija que los contiene.

Tomado de:
http://html.rincondelvago.com/presion-de-fluidos_1.html
http://www.salonhogar.com/ciencias/fisica/estados_materia/estado_liquido.htm
http://www.fortunecity.com/campus/dawson/196/waals.htm
http://html.rincondelvago.com/fluidos_1.htm